Luna llena a las 16.56 en Aries
Lo primero que se debe hacer es tener las cosas claras y luego se podrán distorsionar tanto como se quiera.
Mark Twain
Ss. Cornelio: santo del N.T. Caprasio; Andrés Calibita: mrs. Sindulfo: er. Vital de Salzburgo: ob. Aderaldo. Adelina: absa. María Bertila: v.
Misa: Feria del T.O. (29.ª sem.)
ESTAR CON EL OTRO

La máxima ignaciana «entrar con la suya para salir con la nuestra», nos advierte lo siguiente: solo podemos esperar entablar verdadero contacto con alguien si estamos dispuestos a entrar en su «mundo», que tal vez tenga su propio lenguaje y su propia cultura. Es importante conocer a las personas, jóvenes y mayores, allí donde se mueven, y reaccionar ante ellas como corresponde.

Francisco Javier, uno de los fundadores de la Compañía de Jesús, en una carta de 1549 a un compañero jesuita que se había quedado en la India mientras él proseguía su viaje hacia China, escribió sobre la necesidad de encontrar a la gente allí donde está:

«La verdad es que los hombres escuchan atentamente, sobre todo, aquellas cosas que calan hondo en su conciencia... Si deseas que estén pendientes de las palabras que salen de tu boca, debes mostrárselo muy claramente a tus oyentes. Pero para que te expliquen cuáles son sus propios sentimientos íntimos, primero debes conocerlos; y la única forma de conocerlos consiste en pasar mucho tiempo en su compañía, estudiarlos, observarlos, orar con ellos. Así pues, repasa una y otra vez estos libros vivientes».